Hoy veremos cómo hacer incienso casero. Si te agrada el incienso, vas a saber que hay diferentes géneros de inciensos para quemar, uno de ellos son las varillas que se encienden, otro de ellos son los conos de incienso y por último existe un incienso que se quema según el procedimiento viejo, vertiendo el polvo de incienso sobre una brasa dentro de un quemador o bien incensario.

Como puedo hacer incienso

El incienso incombustible, que es el incienso que aprenderemos a hacer hoy se hace sin salitre, que es un químico que se le coloca al incienso para que se sostenga encendido. Con salitre se hacen las varillas de incienso, mas el día de hoy vamos a ver una forma natural de hacer incienso para preparar conos de incienso y también polvo de incienso para encender en un incensario.

Materiales para su elaboración:

   1 una parte de goma arábica (se compra en droguerías)

   4 unas partes de aserrín o carbón de madera

   2 partes de aromas (polvo aromático, hierbas aromáticas desmenuzadas, especias o maderas)

   Líquido (aceite vegetal, miel o bien vino)

   Papel encerado

   Un mortero

Pasos para hacer el incienso:

  1. Pon en un mortero el aserrín o el carbón de madera y mézclalo con la substancia aromatizada que vayas a emplear. Los aromas pueden ser variados, pues puedes utilizar un polvo aromático (lo adquieres en una droguería), yerbas aromatizadas de tu jardín (por poner un ejemplo, lavanda), especias de la cocina (como la canela) o polvo de madera que tenga un rico aroma.
  2. Tamiza juntos estos dos componentes hasta conseguir un fino polvo y luego agrégale la goma arábica (asimismo puedes emplear una resina natural) y el líquido, así sea aceite, miel o bien vino. Pasa los materiales a un recipiente extenso y amasa con las manos hasta conseguir una pasta dura.
  3. Pone el papel encerado sobre la mesa y amasa la pasta de incienso hasta conseguir un cilindro. Entonces corta el cilindro en trozos y forma conos. Pone los conos sobre el papel encerado y déjalos allá hasta que se endurezcan (cuando menos dos semanas).
  4. Pasado ese tiempo ya tienes listos los conos de incienso natural para encender y esparcir agradables aromas por toda la casa.